domingo, 16 de diciembre de 2007

Inolvidables del año

Sin duda alguna, entre las imágenes memorables del  2007 se encuentra la del Rey Juan Carlos de España diciéndole al Presidente Hugo Chávez de Venezuela que se calle, mientras éste interrumpía al Presidente Zapatero durante su participación en la Cumbre Iberoamericana en Chile.  

He seleccionado la siguiente versión  pues en ella se observa el inicio de la participación de Zapatero, el eje de su discurso, la interrupción de Chávez, el exabrupto del Monarca, la insistencia del mandatario venezolano en interrumpir cuando ya no tenía la palabra y la conclusión de la intervención del Jefe de Gobierno español.  Hemos visto en diversos medios y en reiteradas ocasiones el fragmento exclusivo de la participación del Jefe de Estado, el Rey Juan Carlos, cuando se dirige a Chávez, pero no hemos visto el contexto general en el que se dio el incidente. 

Vale la pena escuchar el contenido de la participación de Zapatero, sobre todo en lo concerniente al valor  del respeto en un entorno político caracterizado por las diferencias.  Me apena señalarlo, pero bien nos vendría a los mexicanos observar la visión de la democracia y la importancia del DIALOGO en otras latitudes.  Las descalificaciones jamás darán como resultado un acuerdo y sin respeto no existe posibilidad alguna de interlocución, lo más que puede darse es un diálogo de sordos. Parece que en México estamos empeñados en imponer nuestra visión de la verdad, de los hechos y de nuestros intereses por encima del entendimiento, la comprensión y los intereses de la mayoría. Los partidos, empecinados en representar los intereses de sus líderes y no de sus representados, han hecho del Congreso un campo de batalla. Si no formulamos consensos al interior de las fronteras, ¿cómo podremos consolidar la posición del país en las relaciones internacionales? ¿De qué manera lograremos hacer de México el país de los resultados y no el eterno país del "ya mero" o "estuvimos a punto de"?





PD. Por cierto, me pregunto por qué después de ver el modus operandi de Chávez (constantes enfrentamientos con diversos líderes como Uribe, Bush, Aznar, Zapatero, etc.) nadie en México se ha planteado el verdadero contexto del "enfrentamiento" del expresidente Fox con Chávez en la Cumbre de Mar del Plata. La prensa nacional culpó al expresidente de México por los hechos y nadie, incluyendo a los periodistas mexicanos que estuvieron allá y vieron el comportamiento de Chávez y sus declaraciones, así como el trato que recibió el exmandatario por parte de él, cuestionó al venezolano o señaló sus provocaciones. Sólo pregunto.

Voy por un chocolate caliente. Hace frío. 

No hay comentarios: