Ir al contenido principal

Perros y gatos viajarán en primera clase

Para muchas personas que tienen perros y gatos viajar con sus mascotas es una auténtica tragedia pues los animales reciben el mismo trato que las maletas y las aerolíneas no se hacen responsables del daño que puedan sufrir los animales.  

Recuerdo hace años que al regresar de un vuelo vi en la banda de las maletas la caja de una mascota abierta, sin el animalito que debería viajar en ella,  y después vi a la dueña de la mascota absolutamente enloquecida tratando de averiguar qué había pasado y el paradero de la misma. NADIE supo qué responderle, y ya no di seguimiento ni traté de apoyarla (de lo cual me arrepiento, pero en ese momento no tenía el compromiso que ahora tengo con los animales y las mascotas). 

Pues la aerolína Pet Airways anunció que cuenta con aviones exclusivos para mascotas, para que viajen en total comodidad, aunque los dueños no podrán hacerlo junto a ellos.

El hecho me parece un avance y un reconocimiento a las necesidades de los animales y de sus dueños. Comprendo que hay personas a quienes este tema no les interesa, pero a quienes si, que es un número creciente, esto será una buena noticia. Habrá que ver cómo funciona en Estados Unidos, que es el país en el que se llevarán a cabo los traslados y veamos, si es un negocio rentable, la posibilidad de que el caso se replique en otros lugares o en vuelos internacionales. 

Para ver la nota completa, haz click aquí

Comentarios

Entradas populares de este blog

Se me olvidó que te olvidé...

Pues así, simplemente, se me olvidó que te olvidé...

_______ooo________

"Se me olvidó que te olvidé" Letra: Lolita de la Colina
Interpretación: Bebo y el Cigala (2003) y Abuelos de la nada (1982)


Yo te recuerdo cariño,
mucho fuiste para mi,
siempre te llamé mi encanto,
siempre te llamé mi vida,
hoy tu nombre se me olvida.
Se me olvidó que te olvidé
se me olvidó que te dejé,
lejos muy lejos de mi vida,
se me olvidó que ya no estás,
que ya ni me recordarás,
y me volvió a sangrar la herida...
Se me olvidó que te olvidé
y como nunca te encontré
entre las sombras a escondidas,
y la verdad no se porqué,
se me olvido que te olvidé
a mi que nada se me olvida.

José Guadalupe Posada en el Día de Muertos

Los mexicanos nos reímos de la muerte, aunque sea uno de los temas que más nos aterran. Convivimos con ella y en los Días de Muertos y de Todos los Santos (1 y 2 de noviembre) hacemos ofrendas para aquellas personas que ya se fueron. Los recordamos con sus fotos, con la comida que les gustaba comer, con sus prendas y música favorita. En estos días, los cementerios se llenan de colores y los recorre un inusual murmullo lleno de regocijo y algarabía. Es común ver vendedores de "alegrías" recorriendo los pasillos entre las tumbas y observar niños jugando y descubriendo o tratando de develar los secretos que guardan los sepulcros. Estos son los únicos días en que los panteones no dan miedo y los muertos comparten con los vivos.
Por ello es que quiero hablar hoy de José Guadalupe Posada de ese célebre artista y grabador mexicano que inmortalizó la muerte (¿acaso no es inmortal ya?) con su obras de calaveras y las llenó de vitalidad a través de sus cuadros. En este país a la muer…

Feliz Día de NO San Valentín

Lo confieso. Si, es una confesión.
El 14 de febrero nunca me ha emocionado.
Siempre me ha parecido una fecha, una celebración y un día un poco cursi. Tanto corazón me abruma y me parece tan comercial que no le encuentro mucho sentido.
La invitación de Ana Paola Villegas y Lupita del Toro Bogdanski en el Grupo de Blogueras MX para escribir posts en nuestros blogs con motivo de la fecha me ha parecido una gran provocación y un buen punto de partida para darle una pensada al día y a su sentido desde otra óptica.
¿En qué momento una tradición pagana, adoptada por la Iglesia Católica Romana en la cual se adoptó a San Valentín como el patrón de los enamorados se, convirtió en un día en el que todo el mundo “regala” amor y los “te quieros” se escuchan por todas partes, aunque el día previo o el subsecuente los silencios, la indiferencia o el franco desamor estén presentes sin recato alguno?
Creo que aquí está la clave: en “hacer”, no en “regalar” ni “comprar”.
De repente las fechas,…