viernes, 21 de marzo de 2008

Desde el principio de los tiempos

Así fue, desde el principio de los tiempos te empecé a extrañar. Desde el principio de los tiempos empecé a sentir tu ausencia. No entendía la razón de ser de aquella extraña sensación convertida en realidad: nos amábamos, habíamos decidido empezar nuestra era, nuestro tiempo, nuestro mundo un día en que el vuelo cotidiano de los aviones y las aves sobrevolaba nuestros cuerpos y nuestras ilusiones. Ese día el futuro se empezó a poblar de fantasías, acaso de quimeras, de ganas y de tiempo. A partir de ese momento la incertidumbre del futuro se convirtió en una esperanza que abrigar, en un designio que cumplir, en un destino que alcanzar. 

Desde el principio de los tiempos te empecé a extrañar. Cuando el azar se transformó en presente, en días y noches, en horas y minutos de caricias posibles y anheladas, de magia extinta, de palabras muertas comprendí que la distancia estaba anidando en nuestras vidas. 

Quise ignorar el primer síntoma de aquel fantasma que amenazaba con quedarse a vivir entre nosotros: el día que traté de descubrir mi reflejo en tu mirada y no me encontré. Ese día supe que la ausencia, que tu ausencia me estaba haciendo invisible. 

Desde el principio de los tiempos te empecé a extrañar. Lo primero que sentí fue nostalgia por lo que aún no llegaba; al paso de las rutinas descubrí que sentía añoranza por los sueños cuando aún eran posibilidad y cuando en ellos cabían todas nuestras ganas. 

Hoy descubrí que siempre te he extrañado, que irremediablemente me han acompañado tu distancia y tu lejanía y que lo único que he podido sentir ha sido el peso de tu ausencia…. aunque digas estar a mi lado. 


12 comentarios:

mArXelLa dijo...

Que cosa tan linda has compartido hoy Clau, que sensación tan bella dejas en mí..es extraño, pero es como sentirse acompañada a lo lejos. Que complicado es aprender a vivir con la ausenciaa pesar de que estar allí, mmm que dificil verdad? un abrazo lleno de cariño

LaClau dijo...

Así es Marx, por alguna razón nos estamos acompañando en la distancia. ¿No resulta irónico que suceda esto y las compañìas cercanas estén tan lejos?
Otro abrazo lleno de cariño y comprensión para ti.

Palabras de Dirección dijo...

No hay ausencia mas grande que aquella que se vive acompañada, realmente descubres que ese vacio no puede ser llenado con algo... con alguien .... es de uno, nace de nuestra propia existencia ... de la experiencia irremediable de ser uno mismo, es cuando entonces se hace necesario ser útil a otros, a través del amor.. a través del servicio...

Laprincesadelasprofundidades dijo...

La soledad nunca me ha llevado conmigo... siempre me aleja de mi y de todo lo que quiero. Estoy triste, y creo que encontré a alguien en el mismo lugar que yo.
Bienvenida a este lugar en donde no te queda otra más que cargar contigo y con el abandono de los demás.
No existe el amor.

Camille Stein dijo...

Extrañamos lo que no tenemos, a veces no es necesariamente lo que nos hace falta... Sin embargo estamos incompletos, así nacimos, así nos hizo alguien en su agudo sentido del humor. Siempre incompletos a la búsqueda del trozo que falta en nuestro privado huequito.

LaClau dijo...

Palabras de dirección, gracias por visitar y dejar tu testimonio por aquí. La soledad acompañada es inmensamente dolorosa y tienes razón, ese vacío no tiene fin, jamás podrá llenarse con la presencia ni con las palabras de otro. Habrá que lidiar con nuestra existencia para encontrar la respuesta a la tristeza y a la soledad. En el amor y en el servicio se encuentra el sentido, tienes razón.
Hasta pronto.

LaClau dijo...

Princesa, llama mi atención tu nombre. Hace muchos, muchos años, alguien solía llamarme la princesa de los pantanos. Esa princesa solía perderse en su propio mundo y vagar, principalmente, en la tristeza y en el desamor.
Hoy podría decir que el amor si existe, por ello cuando está ausente su no presencia se siente tanto.
Gracias por tu compañía en momentos de tristeza y espero encontrarte de regreso por aquí.

LaClau dijo...

Camille, ¿habremos realmente nacido incompletos o necesitamos creerlo? Me lo he preguntado muchas veces (claro, fuimos el círculo perfecto según los griegos hasta que fue necesario dividirnos como castigo y ahí empezó nuestro penar...).
Lo que si sé es que esa sensación de incompletitud, cuando hace acto de presencia, es abrumadora.
Un beso y gracias por visitar.

elcuervolopez dijo...

¡Excelente!

LaClau dijo...

Crow, gracias.

El R dijo...

Querida LaClau, en realidad qué bien que puedas sentir la tristeza y las distancias. Me gusta cómo lo has dicho y lo haces saber. "Desde el principio de los tiempos" ha sido así. Estaríamos incompletos si no pudiésemos completar nuestras sensaciones o si las negaramos.

Un beso solidario y de regreso

LaClau dijo...

Querido R,
Qué bueno tenerte de regreso. Gracias por tus palabras.
Un beso,
LaClau

Quienes son violentos contra los animales ejercen la violencia contra los humanos también....

People Who Are Violent to Animals ... Rarely Stop There

Dale voz a quienes no la tienen....

PETA en Espanol